sábado, 22 de octubre de 2016

Kitchen de Banana Yoshimoto.

Siempre me ha llamado la atención la literatura oriental ( china, japonesa, coreana...), no se si decir que me gusta porque he leído muy poco, algunos libros de poemas, dos o tres novelas, y sobretodo historias de detectives, así que cuando me recomendaron esta escritora mi pregunta fue por donde empezar, y una amiga a la que le gusta me dijo que Kitchen era una buena opción, porque hacía referencia al mundo de la cocina y a mi cocinar me encanta.
                          Editoral: Tusquets. Fecha de publicación 2007. 208 pág.


La autora: Banana Yoshimoto  ( sinónimo de Mahoko Yoshimoto ), nació el 24 de Julio de 1964 en Tokio, su  nombre artístico proviene del amor que siente por la naturaleza y más concretamente con las flores rojas y carnosas del banano. Es hija del  reconocido e influyente filosofo Takaaki Yoshimoto y hermana de Haruno Yoiko, conocida mangaka en el Japón.
Su novela debut Kitchen, 1988, consiguió un éxito inmediato tras su publicación, lo que le ha valido más de sesenta ediciones solo en Japón. ( Escribió la novela cuando estaba estudiando en la Universidad de Nihon  y con ella ganó el Newcomer Writers Prizer en 1987 y el Izumy Kioya en 1989).
Entre sus obras podemos destacar Sueño Profundo 1994, Lucertola 1995, Sly 1998, La última amante de Hachiko 1999, La pequeña sombra 2002, Recuerdos de un callejón sin salida, 2011.
Argumento:  Cuando se muere su abuela, la jovencisima Mikage Sukurai, queda completamente sola en una casa demasiado grande y se refugia en la cocina pues solo en ella se siente a salvo. " El lugar donde mejor se duerme es  junto a la nevera" confiesa, pero un día " ocurre un milagro", Yuichi, un chico simpático llama a la puerta de Mikage y le sugiere que vaya a vivir con él y su madre Eriko. Enamorada de la cocina de la casa de sus amigos, Mikage accede a quedarse, y así entre electrodomésticos  y ordenadores, pero sobre todo de alimentos y guisos, amor, complicidad y amistad, la joven es capaz de enfrentarse a su perdida y su soledad.
Análisis de la novela y opinión personal: Cuando comencé a leer Kitchen ,pensé que se trataba de una novela, pero no es estrictamente así, el libro consta de un cuento largo o una novela corta Kitchen, dividida en dos partes: Kitchen y Claro de luna y de un relato más corto Moonlight Shadow, ambas narraciones están relacionadas, aunque tengan diferentes protagonistas, porque hacen referencia a la pérdida de un ser querido, a la soledad y al vacío posterior y a todos los medios a los que los seres humanos nos agarramos para superarlos.
En Kitchen conocemos a Mikage Sukurai, una joven que huérfana desde muy temprana edad fue criada por sus abuelos, cuando primero su abuelo y luego su abuela mueren, se queda sola, acostumbrada al cariño y al apoyo que estos le daban, el miedo y la soledad la acosan, así que termina refugiándose en la cocina ya que le encanta cocinar, allí no solo deja fluir su inspiración, sino que también hace vida porque el resto de la casa le da miedo...
¿ Porque amo tanto las cosas de la cocina?. Es extraño. Las quiero como un anhelo lejano aprobado en la memoria de la mente. Cuando estoy aquí, todo regresa al punto de partida y hay algo que vuelve a vivir".
" cuando llegue el momento quiero morir en la cocina".
Obligada a dejar el apartamento en el que vive, Mikage no se encuentra con fuerzas para trasladarse a otro lugar, hasta que Yuichi, un simpático muchacho que frecuenta la misma universidad que ella, le ofrece trasladarse a su casa, con él y su madre. Mikage, acepta porque se enamora de la cocina de su amigo, allí entre olorosos guisos, y con el apoyo de Eriko, la " peculiar· madre de Yuichi, la joven descubre la fuerza para salir adelante.
Moolight Shadow es un relato más corto, inspirado según la autora en la canción de Mike Oldfield, en este caso la protagonista es Satsuki, que pierde a su novio Hitoshi, en un accidente, el amor tan profundo que se tenían y el hecho de que no pudieran despedirse marca la vida de la muchacha, que casi no come, ni duerme y que intenta alejar los fantasmas haciendo jooging, un encuentro fortuito con una singular mujer Urara, cambiara su vida.
" Mi corazón, la noche en la que el murió, se fue a otra dimensión y ya no pudo volver a mi de ninguna manera. Me era imposible ver el mundo con los mismos ojos de antes..."
Tanto una historia como la otra están narradas en primera persona por mujeres jóvenes que han sufrido la pérdida de un ser muy amado, y ambas presentan una forma diferente de superarlo, en el primer relato la solución es más"terrenal" y en el segundo, más mágica, pero ambas igual de validas.
La narración me ha parecido sencilla pero ágil, envolvente y cautivadora,  pensé que me iba a resultar difícil sentirme identificada con los personajes porque los japoneses son más tranquilos, contenidos y retraídos que nosotros, pero lo cierto es que no, empatice muy fácilmente tanto con Mikage como con Satsuki, y ambos relatos me encantaron.
Para terminar: Kitchen me ha resultado una forma fácil y entretenida de acercarme a la narración de Banana Yoshimoto.

Participa





9 comentarios:

  1. Yo no he leído nada de este autor pero parece que puede estar bastante bien el libro. Un besote :)

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola! ^^
    Pues a mí me pasa al contrario que a ti, la literatura oriental siempre me ha llamado más bien poco. Si Haruki Murakami, que es uno de los autores japoneses más alabados por la crítica no me convence, no sé si probar con otros. Concretamente este que traes hoy es un libro del que ya había oído hablar, aunque no sé si me gustará.

    Besitos!

    ResponderEliminar
  3. Lo he tenido en las manos varias veces en mis visitas a la biblio pero no termino de decidirme. Pero creo que la próxima vez se viene conmigo.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  4. También he leído poca literatura oriental y cuando ha caído algo en mis manos he quedado decepcionada. Esta novela me la apunto,a ver si la encuentro en mi biblioteca. Besos

    ResponderEliminar
  5. Yo la literatura oriental con cuentagotas. Prefiero gente de fuera que habla de Oriente cómo Pearl S Buck

    ResponderEliminar
  6. Es un autor del que no he leído nada pero este libro no me llama
    Besos

    ResponderEliminar
  7. Tengo un poco abandonada la literatura oriental, y de hecho conozco muy pocos autores de allí. Este libro pinta interesante, así que si se me planta delante lo leo, aunque tengo muchísimo pendiente (me agobio solo de pensarlo).

    ¡Besote!

    ResponderEliminar
  8. La última vez que leí un libro de un autor japones no me convenció, pero quiero seguir dando oportunidades a la literatura nipona así que no me importaría nada leer este que nos traes.

    Besitos

    ResponderEliminar
  9. Tengo ganas de leer algo de la autora.

    ResponderEliminar