lunes, 23 de abril de 2018

El templo del jazmin de Corina Bomann.

El año pasado para este mismo mes temático leí La isla de las mariposas de Corina Bomann y como había quedado bastante convencida con la historia, decidí repetir autora.

                    Editorial: Maeva. Fecha de publicación: 2016.  456 pág.
La autora: Corinna Bomann nació en Alemania el 7 de Marzo de 1974. Abandonó su profesión de auxiliar de dentista en 2002 y comenzó su carrera literaria escribiendo novelas de fantasía. En 2008 decidió dedicarse a la novela histórica protagonizada por personajes femeninos y centrarse especialmente en los siglos XVII y XVIII.
Publicada en 2012 La isla de las mariposas se ha convertido en un éxito literario en su país, donde ha vendido más de 130.000 ejemplares y ha permanecido en la lista de Best sellers durante meses. Repitió su formula de éxito con El jardín a la luz de la luna, 2013 El templo del jazmín 2014.
Argumento: La fotografa Melanie Sommer esta ocupada preparando su próxima boda cuando su prometido sufre un accidente que le deja en coma. Incapaz de afrontar la situación Melanie escapa al campo para hallar consuelo en su bisabuela vietnamita,.Hanna, una mujer valiente que ha superado grandes desafíos.
La anciana se da cuenta de lo mucho que sufre a causa del amor y del destino y por primera vez le cuenta la historia de su vida, su trágica infancia en el exótico Saigon, un gran amor en el vibrante Berlín de los años 20, los duros años de la guerra  y un nuevo comienzo como diseñadora en París.


Análisis de la novela y opinión personal: Melanie Sommer, fotógrafa de moda vuelve a Berlín tras un viaje de trabajo que la ha llevado a Saigon, la tierra de sus antepasados, cuando la policía se pone en contacto con ella para comunicarle que su prometido, Robert Michelis, ha sufrido un accidente de coche , asustada se dirige al hospital donde su novio está ingresado, para descubrir que está en coma y que no se sabe cuando despertará. Tras unos meses sentada a la cabecera de Robert esperando que despierte, Melanie sufre un ataque de ansiedad y tanto su madre Elena como los médicos que atienden a su prometido le aconsejan que se tome unos días de descanso; aunque no desea hacerlo ya que siente que abandona a Robert, de quien estás profundamente enamorada, Melanie se marcha a Brandemburgo, al hogar de su bisdabuela Hanna y su abuela Marie, para refugiarse en la casa y en el museo que ambas han creado.Allí en la tranquilidad y el amor de las dos ancianas, Melanie trata de reponerse.
Con la excusa de que es necesario reorganizar el desván para una próxima exposición en el museo y el hallazgo de una fotografía de dos jóvenes vietnamitas sonrientes, Hanna su bisabuela, comienza a contarle  a Melanie la historia de su vida que hasta entonces había mantenido casi en secreto, una historia que comienza cuando Hanna se llamaba Hoa Nhai y vivía en el tumultuoso Saigón bajo la influencia francesa, de los motivos que la llevaron a huir y de como esta huida le cambió la vida y la llevó a emigrar a la prometedora Europa.
El templo del jazmín Esta dividido en 28 Capítulos y un Epilogo y la narración se lleva a cabo a través de dos lineas temporales:: La del presente, que apenas ocupa unos meses, de Enero a Octubre, aunque no se sabe el año,  y que esta contada en tercera persona y transcurre en Berlín y Brandenburgo y la del pasado, de 1917 a 1975,  en primera persona y que nos lleva a Saigon, Hamburgo, Berlin, París y de nuevo a Saigon.
Como suele ocurrir (aunque no se porque) en este tipo de novelas, la parte del pasado se " come" literalmente a la del presente, tanto la historia que se cuenta, como los personajes, y los escenarios son mucho más interesantes los del pasado que los del presente, Hanna es una mujer fuerte, que ha tenido una vida dura e interesante, que ha hecho lo que debía hacer para salir adelante, sin perder nunca su esencia, y que ha tenido la suerte de cruzarse con personajes muy sugestivos: Thanh, la joven pescadora vietnamita, Ariana, la prostituta de Hamburgo, Claire Kushnemann, la dueña del salón de baile en Berlin, o los hermanos Laurent y Didier de Vallìère en París. En cambo los personajes del presente apenas tienen fuerza, destaca Hanna, la protagonista del pasado y bisabuela de Melanie, que pese a sus noventa y tantos años sigue con la misma energía que en su juventud,  en cambio, Melanie, su prometido Robert, o la abuela y la madre de Melanie, apenas parecen tener vida, son casi una escusa para que resuenen la potente voz de Hanna...
Como ya había ocurrido en la isla de las mariposas, en El templo del jazmín, me ha gustado muchísimo más la historia del pasado que la del presente, si bien en esta última la narración del presente, la historia de Melanie es en mi opinión todavía más floja, parece que su única finalidad es servir de soporte a la narración de Hanna.
Aunque Corinna Bomann posee un estilo ágil y la novela es entretenida no creo que me anime con ninguna más.
Para terminar: "En la imagen se veían dos muchachas, ambas de 14 o 15 años, los dos vestidas con dais, iban de la mano y las dos sonreían de oreja a oreja... Hermanas del Jazmín..."

Participa









13 comentarios:

  1. La isla de las mariposas me justó mucho, a ver si me animo con otro más de la autora, este pinta bastante bien.
    Un beso

    ResponderEliminar
  2. NO he leído nada de la autora, pero creo que por empezar, empezaría por La isla de las mariposas, se ve que te gustó más.
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Pues yo tampoco sé por qué pero a mí me pasa siempre exactamente lo mismo, que la trama del presente me sobra, y a veces preferiría que se centrasen en lo que quieren contar (la del pasado) y se dejasen de soportes en el presente que realmente no aportan gran cosa. Pero bueno, igualmente no me importaría leerla. La portada es preciosa, por cierto.

    ¡Besote!

    ResponderEliminar
  4. Suele pasar que siempre nos engancha más la trama del pasado que la del presente. No me importaría leer esta novela.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola! este libro me llama bastante aunque no es mi tipo de lectura habitual. Y si que es cierto que a veces la trama del pasado tiene mucha más fuerza que la del presente.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  6. Precisamente no hace mucho me regalaron "La isla de las mariposas" así que empezaré por ahí con la autora, a ver qué tal porque veo que tú ya has desistido con ella jajajja Pero te entiendo, a mi las tramas del pasado siempre me gustan mucho más.

    Besitos

    ResponderEliminar
  7. ¡Hola! Pues no lo descarto para nada pero tampoco es un libro que me llame especialmente así que tengo mis dudas. Un besote :)

    ResponderEliminar
  8. Hola preciosa!
    Yo tengo pendiente La isla de las mariposas así que cuando me anime con este y pruebe la pluma de la escritora igual luego me animo a darle una oportunidad a este.

    −Fantasy Violet−
    Besotes! ♥ 

    ResponderEliminar
  9. ¡Hola! ^^
    Cuando he visto la portada he sabido automáticamente que era una novela Lanscape, jeje. Es que son muy identificables esas portadas tan bonitas. Es un género que he leído poco, pero cada vez me gusta más, así que me lo apunto :)

    Besos!

    ResponderEliminar
  10. Hola. Todavía tengo pendiente de leer "La isla de las mariposas", pero con esta no me animaré. Efectivamente, tal y como dices, parece que la historia del presente solo sirve de apoyo para la del pasado. Tampoco me parece muy creíble que, si tu gran amor se está debatiendo entre la vida y la muerte, tú te vayas con tu abuela a montones de kilómetros de distancia a ordenar un trastero. Vamos, digo yo...

    ResponderEliminar
  11. El género en sí no me llama demasiado, la verdad, pero esta novela sí que tiene buena pinta. ¡Mil gracias por tu reseña!
    Besitos.

    ResponderEliminar
  12. Una lectura muy apetecible, ya lo creo. Apuntada me la llevo, por si surge la oportunidad de leerla. Besos.

    ResponderEliminar