viernes, 8 de octubre de 2021

Buenas noches, Irene de Jan Burke.

Nuevamente me he puesto a rebuscar en las estanterías familiares de cara a los retos a los que estoy apuntada este año, algunas premisas me están costando un poco, pero también es verdad que en la búsqueda esta gran parte de su gracia, aunque a veces me agobia un poco. La novela que traigo hoy es bastante antigua, sin ser clásica, y aquí os dejo mis impresiones.

             Editorial: Plaza&Janés. Fecha de publicación: 1997.304 pág.
La autora: Jan Burke  ( Houston, Texas, 1953) es una autora estadounidense de novelas y cuentos ganadora del Premio Edgar a la mejor novela, El Premio Agatha a la mejor historia corta, el Premio Macavity y el premio Ellery Queen Readers. Buenas noches, Irene, 1994 es la primera entrega de la serie protagonizada por Irene Kelly. O tras novelas: Dulces sueños, Irene, 1994, Querida Irene, 1995, Recuerdame, Irene, 1996, Hocus, 1997, Mentiroso, 1998, Huesos, 2000, Hielo, 2001, Secuestrado, 2006, Disturbio, 2011.
Argumento:Un veterano periodista muere al estallarle un paquete bomba, una joven colega, Irene Kelly decide hacer averiguaciones por su cuenta.Sospecha que la investigación que llevaba a cabo la victima- un crimen cometido hace más de tres décadas- pudo ser la causa del asesinato. Pero cuando ahonda en las circunstancias de ese caso, ella misma se convierte en blanco de varios atentados. Sus indagaciones le llevan de la costa californiana al desierto de Arizon, Y de un asesinato anonimo y ya lejano en el tiempo a las altas esferas del poder.
Análisis de la novela y opinión personal: O´Connor e Irene Kelly son amigos, casi parientes ( Kenny, el hijo de O´Connor ha estado casado con Bárbara, la hermana de Irene, y compañeros en el diario La Piernas New Express. Él la ha apoyado siempre, incluso cuando Irene abandonó el periódico tras discutir con Wrigley, su jefe y se fue a trabajar a una empresa de Marketing. Así que cuando O´Connor muere al estallarle un paquete bomba que habían dejado en su casa, Irene tiene claro dos cosas: Que el asesinato está relacionado con Hannah, el cadáver sin identificar de una joven embarazada, que apareció en la playa de las Piernas, con las manos y los pies cortados, hace más de treinta y cinco años y que ha obsesionado a O´Connor desde entonces y que ella es la más indicada para investigar en asesinato de O'Connor porque lo conocía como nadie, aunque ello suponga volver al periódico y soportar de nuevo al impresentable de Wrigley.
Y no parece que andé muy equivocada, porque una vez comenzada la investigación, Irene sufre varios atentados que están a punto de costarle la vida a ella también.
Pero Irene no se rinde y con la colaboración de Frank Harrison, detective de Homicidios y Peter Baird, compañero de Frank, está dispuesta a llegar al fondo del asunto, pese a quien pese.
Dividida en 48 Capítulos cortos, lo que le da gran agilidad y narrada en primera persona por Irene Kelly, la protagonista, Buenos días, Irene nos presenta la investigación de un crimen que hunde sus raíces en el pasado y que nos llevará desde las Piernas (así llamada por los dos grandes acantilados sobre la playa que desde el mar parecen dos piernas largas y que debe su nombre a los conquistadores españoles) California a Gila Bend, Arizona a la caza de un asesino.
Los personajes no están demasiado perfilados, ni siquiera los protagonistas, no sé ,si es que la autora da preferencia a la acción o porque, como es el principio de una serie, los iremos conociendo poco a poco en las sucesivas entregas.
Tenemos a Irene Kelly, una joven periodista, inteligente, decidida y con sentido del humor, que abandonó el periódico, que era su pasión, (para trabajar en la empresa de marketing de un conocido) tras discutir con su jefe por una cuestión de justicia y que no duda en volver cuando descubre que el acceso a la redacción puede facilitarle el camino en la investigación del asesinato de O´Connor.
Frank Harriman, detective de Homicidios, que conoce a Irene desde hace ya tiempo y que le deja, sorpresivamente actuar como quiera y llevar la batuta en el caso que comparten,
Peter Baird, policia y amigo de Frank y algo más autoritario que este,  que no deja a Irene ni a sol ni a sombra por miedo a lo que esta pueda hacer.
Lydia Ames, periodista amiga de Irene, que la acoge en su casa e intenta protegerla de su testarudez,
O´Connor, veterano periodista, cuya muerte al principio de la novela desencadena la acción. Desde hace treinta y cinco años está obsesionado por Hannah, una joven cuyo cadaver apareció en la playa de las Piernas y que todos los años le dedica un articulo en el periodico para que el crimen no se olvide y tal vez alguien recuerde algo que ayude a descubrir al asesino.
Kenny, el hijo de O´Connor, que no tuvo nunca muy buena relación con su padre, y Bárbara, la hermana de Irene.
El estilo de la autora es sencillo y dinámico y la acción casi no deja un momento de respiro sobretodo en la parte final.
Buenos días, Irene me ha parecido una novela entretenida (últimamente mis lecturas no pasan de entretenidas), que se lee muy bien ( me ha durado apenas una tarde), con unos personajes muy poco desarrollados con los que ha costado empatizar, salvo en algunos momentos, y una historia correcta y bien cerrada.
La verdad es que no creo que continúe con la serie porque como ya dije antes, los libros son muy antiguos, y por tanto dificiles de conseguir y tampoco me gustó tanto como para tomarme el trabajo de buscarlos.
Para terminar: El titulo de la novela, Buenos días, Irene esta sacado de una canción de Gussie Lord Davis, compositor estadounidense que la compuso en 1886 y que se convirtió en un clásico popular del siglo XX y ha sido versionada por cantantes tan conocidos como Eric Clapton, Paul and Mary o Keith Richards.
                                   Buenos días, Irene
                                   Buenos días, Irene
                                  Te vere en mis sueños (...)

Participa


  Todo es posible en  América: En la trama interviene un periodista.




10 comentarios:

  1. Hola Mar!! Me interesa este título por su temática y lo que nos cuentas de su trama, además, lo desconocía por completo. Me apunto tus impresiones al leerlo. ¡Estupenda reseña y gracias por la recomendación! Besos!!

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola! Esta no la veo para mí así que no creo que me vaya a atrever a leerla. Un besote :)

    ResponderEliminar
  3. Hola,
    no conocía el libro pero después de leerte tampoco me voy a animar; tengo mucho pendiente y este no me llama en exceso la atención.
    Un beso

    ResponderEliminar
  4. Buenas tardes, Mar:
    Aunque no te haya encantado como para seguir con la serie, siempre está bien conocer nuevos autores, por curiosidad y por aprender. Yo te agradezco todo lo que compartes.
    Un abrazo y feliz finde!!!

    ResponderEliminar
  5. No termina de llamarme esta vez así que la dejo pasar.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  6. A veces merece la pena dejarse llevar por títulos que no conoces y descubrir lo que esconden, sobre todo si tienen ya unos años, porque te puedes llevar más de una sorpresa. Pero en este caso no me acaba de convencer. Besos

    ResponderEliminar
  7. Al menos te ha servido para ir completando algún reto y para pasar una tarde entretenida. No todos lo consiguen. Yo en los últimos dos meses he abandonado tres libros y lo malo es que lo he hecho con la lectura avanzada, por lo que ha sido una pérdida de tiempo notable y es que cuando no, es mejor dejarlo a la primera alerta.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  8. Hola Mar!! La verdad es que no me tiene muy buena pinta. Piensa que aunque no te ha gustado te ha ayudado con los retos

    ResponderEliminar
  9. Pues yo tampoco lo conocía y eso que ya tiene unos añitos.
    No lo descarto pero tampoco me vuelve loca
    Besos

    ResponderEliminar
  10. Estás haciendo como yo, al menos para intentar completar la yincana criminal. Yo también estoy dándole vueltas a las estanterías, y he llegado a esta reseña buscando un periodista que intervenga en la trama. No conocía este título, y tampoco lo tengo. No pinta mal, pero no creo que se cruce en mi camino. Sigo buscando.
    Besos.

    ResponderEliminar